¿Qué es la depresión postparto?

Luego del parto es normal que la mujer experimente cambios en su estado de ánimo. Del 60% al 80% de las mamás pueden adquirir una leve forma de depresión llamada tristeza postparto, que comienza a los pocos días de haber nacido el bebé, pero que no dura más de 2 semanas. En esta etapa la mujer puede sentirse sensible, ansiosa, irritable e incluso experimentar problemas para dormir. Con el transcurso de los días, y cuando ya haya descansado lo suficiente y se adapte al cuidado del bebé, la tristeza postparto desaparece. Sin embargo, si esta etapa se extiende más allá de las 2 semanas puede ser un indicio de depresión postparto. Alrededor de 20% de las mamás pueden experimentar este estado clínico de depresión que puede durar hasta un año.

¿Cuáles son los síntomas de depresión postparto?

Puedes estar sufriendo de depresión postparto si experimentas los siguientes síntomas:

  • Tristeza persistente
  • Cambios repentinos de humor
  • Sentimientos de culpa
  • Ataques de pánico
  • Pensamientos suicidas
  • Sentir que nada es divertido
  • Falta de concentración
  • Ansiedad
  • Irritabilidad
  • Problemas para dormir
  • Cansancio extremo
  • Trastornos en tu alimentación
  • Rechazo hacia tu bebé

¿Por qué se produce la depresión postparto?

Pueden ser muchos los factores que la provocan, entre ellos los hormonales, bioquímicos, genéticos, psicológicos y ambientales. El descenso repentino de las hormonas luego del parto puede ser una de las causas. También las responsabilidades que aparecen con respecto al cuidado del bebé derriban el estado de ansiedad y felicidad que traía asociado el embarazo. Además el cuidado de un recién nacido no es gratificante para todas las madres, ya que al principio las cosas pueden salir mal, generando profundos sentimientos de frustración.

¿Estoy en riesgo de padecerla?

Puedes estar en riesgo de padecerla si reúnes alguna de las siguientes condiciones:

  • Has sufrido anteriormente de depresión postparto
  • Has sufrido de depresión durante el embarazo
  • Has experimentado mucha ansiedad durante el embarazo
  • Tienes antecedentes personales o familiares de depresión
  • Tu embarazo no fue planeado
  • Tienes problemas con tu pareja o te has separado
  • Tienes problemas económicos
  • Has atravesado situaciones estresantes recientemente, como la pérdida de un ser querido, problemas laborales, mudanzas, etc...
  • Padeces de síndrome premenstrual severo
  • Has tenido complicaciones obstétricas durante el embarazo, nacimiento o luego de dar a luz
  • Has tenido algún tipo de trauma durante la niñez , abuso o graves problemas con tu familia
  • Has tenido problemas con drogas o alcohol

Igualmente recuerda que estos factores de riesgo no siempre causan depresión postparto. Muchas mujeres que han experimentado muchos de estos factores no sufrieron de depresión luego del nacimiento.

¿Cómo puedo evitarla?

Lo primero que debes hacer es serenarte y tratar de no pensar demasiado en los problemas o en el futuro del bebé. Sólo disfruta de tu hijo recién nacido y de tu tiempo libre, tratando de limitar el vuelo de ideas y ocupándote también de ti. Descansa y trata de no sobreexigirte, cuando veas que no puedes pide ayuda.
También es importante que charles mucho con tu pareja sobre tus miedos e inquietudes, dejando en claro lo que te sucede y acompañándose lo más que puedan. Él podrá ayudarte y apoyarte siempre y cuando note que confías en él. Hagan planes juntos sobre el cuidado del bebé y charlen sobre quién es la persona indicada para ayudarte en la casa.
Sin embargo, a veces la relación con tu pareja no está bien y en estos casos te recomendamos que busques el apoyo de amigos u otras madres a quien le puedas contar lo que te sucede. Es de mucha ayuda que frecuentes nuestros foros de discusión, allí encontrarás a un grupo de gente maravillosa que puede darte el apoyo que necesitas, ya que tal vez atravesaron tu misma situación y sabrán escucharte y comprenderte.
Relájate, recuerda que el estrés conduce directamente a la depresión y aliméntate correctamente. Si te sientes muy ansiosa te recomendamos que asistas a clases de yoga, meditación o natación.

¿Cuándo debo pedir ayuda profesional?

Si luego de haber intentado lo que mencionamos anteriormente continúas sintiéndote deprimida y ya has pasado más de 2 semanas en este estado, te recomendamos que busques ayuda profesional. Pregúntale a tu médico que te recomiende un psicólogo o psiquiatra de confianza con quien puedas tener una entrevista.
En el caso de que hayas experimentado depresión postparto anteriormente es importante que te contactes durante el embarazo con los profesionales que te atendieron la última vez. Si fuiste medicada seguramente volverán a recetarte las drogas que ta habían prescripto inmediatamente después del nacimiento. Esto reduce considerablemente la posibilidad de volver a padecerla. 
Algunas personas prefieren comenzar a tomar la medicación no bien aparecen los síntomas, sin embargo, de esta forma, va a ser más difícil de tratar.
La depresión postparto no tratada a tiempo puede ser peligrosa porque conduce a la mujer a la falta de cuidado de su bebé, rompe el vínculo natural y provoca un distanciamiento entre ambos. Si persiste, produce inseguridad en el niño y un deterioro en su adquisición de conocimientos y aptitudes.

Encuesta

¿Sufres o has sufrido tristeza postparto?


Dejanos un comentario sobre esta nota
Comentario 
  No dejes una pregunta aquí y recuerda que todos
los datos que ingreses aparecerán publicados al pie
de esta sección.

Comentarios

Estefania Trayay

04 de Agosto de 2013 a las 00:40

Estoy atravesando una depresion post parto.tengo un hijo de 7 a

Fernando Ragaglia

15 de Julio de 2013 a las 13:56

Hola, que linda nota. Es muy informativa, algo que realmente se necesita. A una querid

Recibe información personalizada
en tu email, todas las semanas














Mi embarazo de