10 cosas sorprendentes que hace tu bebé y que no sabías

Los bebés pueden hacer cosas increíbles pero que pasamos por alto. Son tan raras y asombrosas que luego de conocerlas vas a ver a tu bebé de diferente manera.

10 cosas sorprendentes que hace tu bebé y que no sabías

1. El bebé percibe tu mal humor

Una reciente investigación demostró que los bebés recuerdan muy bien cuando un adulto se enoja y la manera previa que lo llevó a esta situación. Lo sorprendente es que una vez que perciben estas pequeñas pistas, cambian de actitud para evitar ser el blanco de la furia contenida. Así que piensa dos veces antes de gritar o enojarte frente a tu bebé ya que lo puede afectar más de lo que piensas.

2. Los bebés nos controlan con su aspecto físico

Los deditos de su mano y de sus pies, sus arrullos y el rico olor que despiden y todas sus partes tan bellas, están perfectamente desarrolladas para atraer nuestra atención. De acuerdo a un estudio reciente, se descubrió que esto sucede para que nos dediquemos completamente al cuidado de ellos.

3. El cerebro de bebé está más desarrollado de lo que se pensaba

Su cabeza puede ser pequeñita, sin embargo, una investigación demostró que los bebés de aproximadamente 7 meses, entienden el comportamiento de las personas de la misma manera que lo hace un adulto. Incluso, repiten su comportamiento. Por esta razón, presta atención a lo que haces frente a él.

Mira también:  Una mamá salva a su bebé de asfixiarse con un trozo de comida

4. Los bebés tardan tres meses para adaptarse al entorno extrauterino

¿Has notado que el cuerpo de tu bebé está caliente mientras que sus deditos están fríos? Esto sucede porque su sistema circulatorio continúa desarrollándose y la sangre es bombeada por el corazón a sus órganos y sistemas vitales más que a sus extremidades. Los dedos de las manos y de los pies son las últimas partes desarrolladas de su sistema circulatorio.

5. Los bebés estornudan mucho

Tal vez te preguntas si está resfriado o con alguna alergia ya que lo vez estornudar mucho. Sin embargo, esto no es así. Lo que sucede es que ésta es la única manera que tiene un bebé de “sonarse” la nariz y quitar su congestión nasal. Por otro lado, pueden cerrárseles las fosas nasales al amamantarlo ya que su nariz es presionada contra los senos.

6. La cabeza del bebé crece más rápido que su cuerpo

Un recién nacido tiene aproximadamente 35 cm. de circunferencia cefálica. A los 12 meses crece a 46 cm. Esto es increíble si consideramos que un adulto tiene un promedio de 56 cm. Lo que significa que más de la mitad del crecimiento sucede en tan solo un año y la otra mitad crecerá mucho más lento hasta que cumpla los 17 años.

7. Los bebés ven cosas imperceptibles para los adultos

De acuerdo a las últimas investigaciones, los bebés entre los 3 y 4 meses de edad pueden ver cosas que un adulto no puede percibir. Pueden detectar diferencias muy sutiles entre dos imágenes que no son perceptibles para un adulto. Esta habilidad se llama constancia perceptual que posteriormente irá perdiendo.

Mira también:  Una mamá dio a luz a un bebé que pesó más de 6 kilos

8. La siesta aumenta el desarrollo de la memoria del bebé

Según los últimos estudios, los bebés que durmieron una siesta de al menos 30 minutos recuerdan más algún objeto que le mostraron que los bebés que no durmieron. Esto significa que el desarrollo de la memoria se ve estimulado y de ahí la importancia de la siesta en el desarrollo cognitivo.

9. Un 20% de los bebés se golpea la cabeza a propósito

Muchos bebés se golpean la cabeza cuando comienzan a dormirse para distraerse de algún dolor, como por ejemplo el de una infección de oídos. Los profesionales lo atribuyen a una manera que tiene el bebé para distraerse de su dolor y poder dormir. Además, los niños son más propensos de hacerlo que las niñas. Normalmente desaparece antes de cumplir los 3 meses de vida.

10. Lo recién nacidos en realidad no lloran

No es que no lloren, lo que sucede es que no derraman lágrimas como producto de la falta de desarrollo de sus glándulas y conductos lagrimales. Entre el mes y los 3 meses de vida, su sistema lagrimal estará lo suficientemente desarrollado como para poder lubricar y proteger sus delicados ojos.

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *