Estableciendo una rutina horaria de sueño

Estableciendo una rutina diaria de sueño

¿Cuándo conviene establecer una rutina?

En general luego de los 6 meses, cuando el bebé empieza a comer alimentos sólidos, una rutina diaria hará que se duerma todas las noches en el mismo horario. Pero para lograr esto es importante que comiences desde muy pequeño y recordando que la rutina horaria no se establecerá repentinamente, sino que se desarrollará en forma gradual.

¿Cómo puedo establecer una rutina?

Se debe tratar de que “el ir a dormir”, sea un hábito con horario fijo, implementando ciertos ritos en forma rutinaria. Para lograrlo es importante que sigas los siguientes consejos:

  • Acuéstalo siempre a la misma hora
  • Duérmelo siempre en su cuna o cama
  • Enséñale la diferencia de luz y oscuridad a los más pequeños
  • Sigue una rutina de juego, como un cuento o un juego específico para la hora de dormir con papá, mamá o ambos.
  • Deja sobre su cama un juguete que suplante la presencia de papá o mamá cuando se despierte por la noche, como un oso o similar, que lo acompañe a dormir.

La repetición sistemática de la ceremonia de ir a dormir, logrará que el bebé finalmente aprenda.

¿Qué es lo que no debo hacer?

Es importante saber qué es lo que no se debe hacer:

Dormirlo en brazos o fuera de su cama para cambiarlo luego

El bebé suele despertarse durante la noche y al hacerlo, desconocerá el lugar donde se encuentra, le producirá temor y finalmente comenzará a llorar.

Sobreestimularlo antes de acostarlo

Se piensa que el exceso de excitación cansa a los bebés, aunque por el contrario los pone más nerviosos y molestos. Es recomendable que las actividades que realice al final de día sean más suaves, como escuchar un cuento, música o que juegue tranquilamente con el juguete que más le guste.

1.416 opiniones en “Estableciendo una rutina horaria de sueño”

Dejá un comentario