Cuidado del cabello tras el parto

Luego del nacimiento del bebé el pelo no luce bien. Aquí te damos siete consejos para ponerlos en práctica y mejorar el aspecto de tu cabello.

Después del parto, experimentarás un montón de cambios. Tu cuerpo cambiará de forma, tus hormonas estarán por las nubes y puede que tu pelo empiece a parecer que está intentando encontrar su propio camino.

Es normal que tu pelo tenga un aspecto diferente después de dar a luz. Pero eso no significa que no vaya a recuperarse. Usar productos como aceite del pelo es solo uno de los consejos que queremos darte para asegurarte de que tu pelo tenga un aspecto saludable.

7 consejos para el cuidado del cabello tras el parto

  1. Mantén tu rutina capilar habitual. Ya sabes lo que hay que hacer. Lava y acondiciona tu cabello con regularidad para que se mantenga fuerte y sano pase lo que pase. Si quieres, puedes lavarlo a diario. Aunque si tu pelo esté un poco más graso de lo habitual, lavarlo cada día o cada dos días debería ayudar a evitar que se te vaya de las manos.
  2. Si estás dando el pecho, intenta no lavarte el cuero cabelludo tan a menudo como de costumbre: si lo haces con demasiada frecuencia, el cuero cabelludo puede resecarse, lo que provocará roturas y fragilidad en tus mechones. Intenta enjuagarte con agua cuando tengas grasa, ya que eliminarás la suciedad y no tendrás que preocuparte por resecar demasiado el cuero cabelludo al hacerlo.
  3. Utiliza productos de buena calidad para tu cabello: ¡realmente marcan la diferencia! Elige un champú y un acondicionador suaves. También puedes optar por un spray desenredante de pelo de buena calidad. Es posible que necesites algo con más hidratación que lo que usabas antes de tener un bebé, ya que tu cuerpo aún se está recuperando del estrés del parto.
  4. Evita utilizar agua caliente para lavarte el pelo, ya que te secará el cuero cabelludo demasiado rápido y dificultará que los folículos capilares recuperen sus aceites naturales más adelante (y asegúrate de no usar ninguna herramienta de peinado con calor mientras el cuero cabelludo se esté curando).
  5. Corta el pelo. Puede ser difícil dedicar tiempo a cortarse el pelo cuando estás ocupada con tu nuevo bebé y adaptándote a la vida como madre, pero merece la pena. Un buen corte de pelo te ayudará a que tu cabello luzca más voluminoso y brillante, lo que te hará sentir más segura en tu nuevo papel de mamá.
  6. Pide ayuda. Si no estás segura de cómo peinarte, pide ayuda a tu peluquero o a tus familiares. Ellos sabrán qué tipo de corte es el mejor para la forma de tu cara y qué productos son los adecuados para tu tipo de cabello. Puede que hasta tengan algunos consejos sobre cómo hacer que tu pelo se vea bien y al mismo tiempo mantenerlo manejable.
  7. Prueba a utilizar el aceite de coco como tratamiento de acondicionamiento profundo una o dos veces por semana. También puedes utilizarlo como tratamiento antes del champú para prevenir la sequedad y la rotura.
Mira también:  Disfrazan a bebés prematuros para Halloween y el resultado no puede ser más tierno

Sigue estos sencillos y prácticos consejos y consigue que tu cabello luzca saludable y bonito antes de lo que imaginas.

Aquí también encontrarás más información de cuidados y salud en el postparto.

Deja un comentario