Fiestas del sarampión: una nueva tendencia de padres antivacunas para inmunizar a sus hijos

Llevan a sus hijos a una reunión donde invitan a un enfermo de sarampión para exponerlos al virus para que lo contraigan y luego queden inmunizados.

Fiestas del sarampión: una nueva tendencia de padres antivacunas para inmunizar a sus hijos

El martes pasado, el alcalde Bill De Blasio declaró una emergencia de salud pública en la ciudad de New York debido a un inesperado brote de sarampión. Y aunque su anuncio hizo que la inmunización sea obligatoria para todos los niños, algunos padres antivacunas tienen un método diferente, y mucho más riesgoso, para mantener a sus hijos “a salvo”: las fiestas del sarampión.

Las fiestas del sarampión: un grave problema con consecuencias graves

“En el pasado, la gente celebraba fiestas para exponer a sus hijos a la sarampión”, dijo el Dr. Oxiris Barbot, Comisionado de Salud de la Ciudad de New York.  Durante una conferencia de prensa el martes pasado declaró lo siguiente relacionado a esta nueva tendencia: “Ahora vivimos en un mundo diferente … y esto trae consecuencias muy graves”.

¿En qué consisten las fiestas del sarampión?

En estas fiestas, se exponen intencionalmente a los niños no vacunados al virus del sarampión bajo el supuesto de que, una vez infectados, serán inmunes a la enfermedad en el futuro. Incluso el gobernador de Kentucky, Matt Bevin, confesó que había infectado a propósito a sus propios hijos con sarampión en una de esas fiestas.

Sin embargo, los expertos advierten que no solo la exposición es ineficaz, sino que también es sumamente peligrosa. “No hay manera de saber de antemano cuán graves serán los síntomas de su hijo. Por lo tanto, no vale la pena arriesgarse a exponer a un niño ante alguien con la enfermedad”, advierte el sitio web del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades. Por otro lado agrega que” la mejor manera de proteger a los bebés y niños es vacunándolos”.

Cifras alarmantes

Este tipo de fiestas se están convirtiendo en un problema cada vez más grave en New York, específicamente en el distrito de Brooklyn. Allí ya se han confirmado 285 casos de sarampión desde octubre del 2018, en comparación a los dos únicos casos de todo el 2017. Por estas cifras alarmantes, el alcalde De Blasio ha hecho obligatoria la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola.

“Hay mucha información errónea dando vueltas, y  la gente está difundiendo diferentes puntos de vista, pero algunos de ellos son claramente falsos y no están respaldados por la ciencia”, dijo De Blasio en la misma conferencia de prensa. “La ciencia demuestra consistentemente que esta vacuna es segura y necesaria”.

¿Qué opinas? ¿Expondrías a tus hijos en este tipo de fiestas?

Dejá un comentario