Aumento del vello corporal durante el embarazo

Es absolutamente normal que el vello corporal aumente durante el embarazo y en el momento de depilarlo tienes que tener unas cuantas precauciones.

Aumento del vello corporal durante el embarazo

¿Es normal el aumento del vello corporal durante el embarazo?

Es frecuente que durante el período de embarazo aumente la cantidad de vello corporal y facial como ocurre también con el cabello durante el embarazo. Esto es absolutamente normal y no debe preocuparte. Se debe a los cambios hormonales propios del período gestacional, en este caso un aumento en la producción de hormonas androgénicas que se produce sobre todo durante el primer trimestre del embarazo.

¿Cuáles son los lugares del cuerpo más afectados?

Los lugares que más se ven afectados por este exceso de crecimiento son: el abdomen, el pecho, los senos, las axilas, brazos, piernas y espalda. Y en el rostro: la pera, la zona del labio superior y a veces hasta las mejillas y orejas.

¿Cuáles son los métodos de depilación más recomendados?

Es recomendable la depilación mediante pinzas de depilar, cera o bien el rasurado o las máquinas eléctricas de depilación. Con respecto a los decolorantes químicos o a los productos de depilación tópica, como las cremas depilatorias, no se recomienda su utilización. No hay estudios que indiquen que pueden afectar la salud del bebé, pero como sus componentes son absorbidos a través de la piel es mejor la prevención y abstenerse de su aplicación.

Hay otras técnicas que no afectan la salud del bebé como la depilación definitiva por láser o electrólisis. Sin embargo estas técnicas pueden dejar manchas en tu piel. El cambio hormonal que se produce en el embarazo provoca efectos en la pigmentación de la piel como el cloasma gravísimo, conocido comúnmente como la máscara del embarazo y este cambio hormonal puede afectar y oscurecer las pequeñas cicatrices que dejan estas técnicas.

Mira también:  Enfermedad Rh

Como el aumento de vello durante el embarazo se normaliza naturalmente luego del parto, es aconsejable que utilices las técnicas que recomendamos anteriormente, ya que estos procesos depilatorios pueden llegar a ser molestos o dolorosos, y el embarazo generalmente es un momento de muchas molestias como para sumarle otra más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *