Bebita de 6 meses superó un operación de corazón y ahora lucha contra el coronavirus

También se había recuperado de una bronquiolitis, pero alguien la contagió mientras continuaba en el hospital internada.

Bebita de 6 meses superó un operación de corazón y ahora lucha contra el coronavirus

El COVID-19 es especialmente peligroso para las personas que tengan enfermedades de base, especialmente si estas son del sistema cardiovascular o respiratorio. Esto preocupa en gran manera a muchos padres, que temen pasar por lo que está pasando esta familia de Reino Unido.

Un caso especialmente delicado

Durante estos últimos días ha estado circulando en las redes sociales la foto de una pequeña bebé con un respirador y otros equipos médicos a su alrededor, la cual ha conmovido a toda la comunidad. Se trata de la pequeña Erin Bates, quien recientemente fue diagnosticada con COVID-19.

Aunque muchos pequeños han sido afectados por la enfermedad alrededor del mundo, el caso de Erin se considera especial, ya que la pequeña, de tan solo 6 meses, nació con un problema en el corazón que debió ser corregido por medio de cirugía, y también estaba padeciendo de afecciones respiratorias de las que apenas estaba recuperándose.

A pesar de los pronósticos que se han hecho para la niña, sus padres, Emma y Wayne Bates, prefieren pensar que, si su pequeña ya ha superado muchas enfermedades antes, también podrá ganar la batalla contra el COVID-19.

La opinión de unos padres ocupados

Ante la situación de su hija, ambos padres han sido testigos de los graves daños que el nuevo virus es capaz de provocar. Por este motivo, expresaron preocupación por las personas que no respetan la cuarentena, provocando una mayor propagación de dicho patógeno.

 A través de una entrevista, el señor Bates indicó lo siguiente:

“Me molesta que las personas aún no se tomen la enfermedad con seriedad. Cuando nos enteramos del coronavirus, nosotros comenzamos a tener cuidado, mucho antes de que iniciara la cuarentena, ya que nuestra hija es susceptible. Ahora que estamos en cuarentena, las personas aún siguen sin respetar el espacio personal, tanto así que hace poco vi una foto tomada en una playa, en donde había las personas hacían fila para comprar helados, como si todo estuviera normal. Es preocupante que las personas no sean conscientes de la gravedad de la situación”.

Mira también:  La alopecia podría ser un factor de riesgo para sufrir complicaciones por el COVID-19

Por su parte, la señora Bates hizo una publicación en su cuenta de Facebook en la que indicaba lo siguiente:

“Mi esposo y yo nos sentimos devastados porque podríamos perder a nuestra bebé, les pido a todos los que me lean que recen por Erin, no podemos perderla por este virus, ella ha luchado demasiado, la necesitamos, nos completa. Esperamos que la historia de nuestra hija llegue a todos aquellos que no han comenzado a tomar al virus en serio”.

Debido a las medidas de prevención que actualmente se están tomando en los hospitales, solo la madre ha podido quedarse con Erin, mientras que el padre ha tenido que regresar a casa, aislándose por su contacto con la bebé. Ambos padres mantiene comunicación por medio de videollamadas.

Erin, una pequeña guerrera

El Sr. Bates contó que cuando nació Erin, él y su esposa estaban realmente felices, ya que había sido un milagro luego de 10 años de intentos fallidos y de escuchar en muchas ocasiones que no podrían tener hijos. 

Erin pasó su sus primeros 6 meses de vida de manera traumática debido a la gran cantidad de afecciones a las que se ha enfrentado. Nació con un problema cardíaco, por lo que debió ser operada a corazón abierto en diciembre del 2019. Luego de esto, en enero de este año, se infectó con el virus sincicial respiratorio (VSR), que le produjo bronquiolitis y neumonía, dos enfermedades muy graves para un bebé. La pequeña también ha sufrido de traqueomalacia y bronquiomalacia, por lo que ha sido necesario que use un respirador.

Afortunadamente y como si de un milagro se tratase, la pequeña actualmente se encuentra estable.

Mira también:  La vacuna para el COVID-19 podría aplicarse en forma de aerosol nasal

Un padre que no pierde la esperanza

En respuesta al estado de Erin, su padre indica lo siguiente: 

“Erin está viva gracias a la atención del personal de los médicos y las enfermeras. Especialmente estas últimas han estado atentas a mi pequeña, al punto de que han formado un vínculo emocional. Todos cuidan a mi esposa y mi niña, y eso es maravilloso”

Cuando se le preguntó sobre cómo se había infectado su pequeña, Wayne respondió:

“Estaba en el hospital antes de contraer el virus, creemos que, debido a que en un principio el distanciamiento social no era obligatorio, alguien trajo el virus al hospital y acabó infectándola”.

Así mismo, el padre indicó:

“Nosotros hemos pasado por mucho a lo largo de estos 6 meses, hemos enfrentado muchos inconvenientes, e incluso han llegado a decirnos que podríamos perder a nuestra pequeña, sin embargo, hemos logrado superar las dificultades y estamos seguros de que también podremos superar esto”. 

Desde que se hizo pública la noticia de Erin, la familia no ha dejado de recibir apoyo en sus redes sociales. Muchos describen a la pequeña como una guerrera.

Deja un comentario