Este cochecito posee un filtro de aire incorporado para proteger al bebé de la contaminación

El novedoso producto evita que el bebé respire el aire contaminado que se encuentra concentrado a 60 cm. del piso.

Este cochecito posee un filtro de aire incorporado para proteger al bebé de la contaminación

Sin duda, la contaminación ambiental es perjudicial para todos, pero es particularmente dañina para los niños más pequeños cuyos sistemas inmunológicos aún continúan en pleno desarrollo.

Contaminación ambiental: un problema para la salud y el desarrollo del bebé

De acuerdo a UNICEF, la contaminación ambiental propicia las enfermedades que causan casi el 10% de las muertes infantiles de niños menores de 5 años, pudiendo incluso dañar el desarrollo cerebral. En 2013, la Organización Mundial de la Salud declaró que la contaminación ambiental también es una de las causas de cáncer.

Por esta razón, los niños son más vulnerables que los adultos ante los efectos de la polución de aire. Sólo piensa en los caños de escape de los autos y camiones de cualquier calle de una ciudad y las partículas que emiten. Las que son más pesadas y peligrosas se concentran alrededor de los 60 centímetros del piso: altura aproximada de un niño pequeño o la del nivel por donde viajan los bebés en cochecitos.

Fue por esta razón que a Yosi Romano se le ocurrió una fantástica idea mientras caminaba por las congestionadas calles de Londres. Se llama Brizi, y es un filtro acolchado de aire con un ventilador, diseñado para descontaminar el aire que se encuentra alrededor de la cara del bebé y que se adapta a cualquier cochecito de paseo.

¿Cómo funciona el filtro?

La almohadilla posee un ventilador que hace circular 1.500 centímetros cúbicos de aire cada 10 segundos, filtrando así el área de respiración del bebé. Esto crea “una barrera de aire limpio en el área del niño y evita que el aire contaminado entre en la zona de respiración”. Para conseguir esto, se utilizan filtros especiales que absorben gases y que bloquean partículas tóxicas.

Mira también:  La almohada que imita los latidos del corazón de la madre para hacer dormir al bebé

Brizi cuenta con otras características que pueden ayudar también a los adultos a respirar aire más limpio. El filtro de aire contiene sensores de alta tecnología que detectan partículas o gases nocivos en el aire, como el monóxido de carbono y el dióxido de nitrógeno. Esta información es enviada a una aplicación de descarga gratuita vía Bluetooth que le informa a los usuarios las rutas más y menos contaminadas para deambular.

A continuación te mostramos un video para que veas como funciona el filtro en un cochecito:

Aunque el producto no pudo conseguir la financiación que necesitaba en Kickstarter, seguramente encontrará otra manera de recaudar fondos para lanzarse en el mercado en el corto plazo.

¡Esperamos que sea pronto por la salud de nuestros bebés!

Deja un comentario