Parto domiciliario

Parto domiciliario

¿Puedo planear el parto en casa?

Si tu embarazo cursa sin inconvenientes, te encuentras en óptimo estado de salud y no tienes factores de riesgos médico-obstétricos, el parto en casa puede ser una opción muy gratificante. Dar a luz en tu hogar puede ser un experiencia maravillosa, ya que te encontrarás en un ámbito familiar con las comodidades, la intimidad y calidez que sólo tu casa puede ofrecer. En líneas generales el parto en casa es más natural, menos estresante y mucho más placentero para la madre y tal vez para el bebé.

De acuerdo a trabajos científicos realizados en Inglaterra donde se comparó el resultado final del parto hospitalario con el del parto domiciliario en embarazadas de bajo riesgo, se observó un aumento en la incidencia de intervenciones quirúrgicas en los partos hospitalarios, causado probablemente por un excesivo intervencionismo del médico con el fin de evitar complicaciones maternas o fetales.
Sin embargo, el parto domiciliario no es aconsejable para todas las mamás. Las mujeres que son más propensas a padecer complicaciones durante el parto o postparto deberían dar a luz en un hospital. Esto incluye a mujeres que presenten:

  • Condiciones médicas como hipertensión, diabetes o anemia
  • Cesáreas realizadas con anterioridad o intervenciones quirúrgicas uterinas
  • Complicaciones del embarazo como parto prematuropreeclampsiaembarazo múltiple o bebés en posición no cefálica (podálica o transversa)
  • Edad materna mayor de 35 años
  • Multíparas (más de 3 partos previos)
  • Bebés con un peso estimado superior a los 4000 g. (macrosomía)
Mira también:  Una mamá dio a luz a un bebé que pesó más de 6 kilos

¿Que debo tener en cuenta?

Si ya has decidido tener el parto en casa debes estar advertida sobre las complicaciones que se pueden desarrollar y que requieren la transferencia inmediata hasta el hospital más cercano. Se recomienda que el centro médico más cercano debe estar ubicado a menos de 10 minutos del lugar en el que va a tener lugar el parto domiciliario. También debes saber que no dispones de ningún tipo de anestesia y que debes preparar la casa de acuerdo a las indicaciones del obstetra y la partera. Además, deberías asegurarte que en tu zona de residencia no se producen cortes de electricidad, para evitar inconvenientes si el parto se produce de noche.

¿Cómo se debe preparar la casa para el parto domiciliario?

El parto domiciliario requiere sólo unas pocas preparaciones. Cómo primera medida la casa debe estar lo más limpia posible. La partera tiene que verificar que la temperatura de la habitación sea óptima y que haya agua limpia. Se debe mantener una higiene profunda de manos. Será necesario contar con ropa y toallas calientes para cubrir al bebé inmediatamente al momento del nacimiento.

Además, según las recomendaciones de la OMS, se debería disponer de un kit de parto que puede ser preparado en casa, de acuerdo a las indicaciones del obstetra, cuyos contenido deberá mantenerse limpio o preferentemente esterilizados. De esta forma se crea un ambiente de asepsia para evitar complicaciones en la mamá y el bebé.

Por último, el día del parto se debería disponer de un medio de transporte al que se pueda acceder cómodamente, en caso de que la mamá o el bebé deban ser trasladados de urgencia al centro médico.

Mira también:  Un orangután besa la panza de una embarazada en un zoológico

¿Es seguro dar a luz en casa?

Dar a luz en casa es tan seguro como dar a luz en el hospital, siempre y cuando se trate de mujeres en un óptimo estado de salud, que no hayan experimentado complicaciones durante el embarazo y si se dispone de una ambulancia preparada para estas circunstancias en la puerta del domicilio. También el obstetra y la partera que lo asisten deben estar calificados como para realizarlo. Sin embargo, no sería prudente asegurar que no existe riesgo de complicaciones que, aún siendo bajos, podrían aparecer. Ante estas circunstancias lo más seguro, hoy en día, es la atención en un centro médico.

¿Cuáles pueden ser las complicaciones?

En casa, las complicaciones que podrían aparecer durante el parto son más difíciles de diagnosticar y tratar, aún así en los embarazos que se consideran sin riesgo o de bajo riesgo.

El principal riesgo materno es la hemorragia uterina o la hemorragia ocasionada por lesiones del canal del parto, que podrían aparecer luego del nacimiento y cuyo control o resolución (medicación endovenosoa, sutura de desgarros, etc…) se torna dificultoso en el ambiente domiciliario.

Otra de las situaciones más peligrosas es el sufrimiento fetal agudo (asfixia fetal) que requiere una intervención inmediata con fórceps u operación cesárea de urgencia, para prevenir secuelas neurológicas en el recién nacido o incluso la muerte del bebé. Asimismo, en el parto domiciliario es muy difícil realizar maniobras de reanimación del recién nacido, ya que se requiere de instrumental y equipamiento especial (larigoscopio, tubo endotraqueal, oxígeno, etc…).

Existen dos situaciones obstétricas críticas, pero muy poco frecuentes, como el desprendimiento placentario o la procidencia de cordón que pueden presentarse incluso en mujeres con embarazo de bajo riesgo, que de no ser tratadas de forma inmediata y en un ambiente quirúrgico, pueden llegar a ser fatales.

Mira también:  ¿Cuánto tiempo hay que permanecer en el hospital luego de dar a luz?

¿Se puede optar por el parto domiciliario con los actuales planes de salud?

A diferencia de países como Inglaterra, Suecia y Holanda, ni los hospitales ni la mayoría de los seguros médicos ofrecen la opción del parto domiciliario. En Holanda, el parto domiciliario es realizado en alrededor del 40% de los nacimientos y atendido por parteras o enfermeras especializadas. Además tienen la facilidad de disponer de una ambulancia en la puerta del domicilio, equipada especialmente con toda la tecnología y el personal médico idóneo para solucionar cualquier complicación que pudiera surgir en el trabajo de parto, parto o postparto inmediato.

No obstante, en la mayoría de los países, existe la posibilidad de recurrir a médicos obstetras o centros especializados en parto domiciliario, pero debes saber que no se cubrirán los gastos por el plan de salud, teniendo que abonar el parto en forma particular, ya que por el momento, la mayoría de las asociaciones u organizaciones que promueven estas prácticas no las realizan gratuitamente.

Compartir
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

62 comentarios sobre “Parto domiciliario”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *